60 – Yo rezo todos los días el oficio divino. Mi oración es judía, y luego tengo la eucaristía

Una verdad que aprendemos desde niños es que las Sagradas Escrituras tienen por Autor a Dios mismo y que después de la venida de Cristo la Santa Iglesia Católica es la depositaria sagrada de tesoro tan incomparable. Para mejor entender esto, es inmensamente conocida la metáfora del escritor y la pluma. Dios sería el genial escritor que concibe el texto, mientras que la función del autor material de cada uno de los libros santos –se llame David, Moisés, o Lucas– no pasaría de ser la pluma en manos de ese genio magnífico que es el propio Dios, único y verdadero autor de la Biblia Sagrada. De libros tan divinamente inspirados toma la Iglesia los elementos para su culto de alabanza. Esto se aplica de forma particular a los salmos, con los cuales se constituye la Liturgia de las Horas y en cuyos versos la Iglesia reconoce la misma voz de Dios guiándola para una oración que le sea agradable.

Francisco

Cita ACita BCita C
Es para mí una gran alegría dirigir a Usted y a toda la comunidad de Roma mis saludos más calurosos con ocasión de la gran fiesta de la Peash. El Omnipotente, que libertó su pueblo de la esclavitud de Egipto para conducirlo hacia la tierra prometida, continúe a libertarlos de todo mal e acompañarlos con su bendición. Les pido que recen por mí. (Telegrama para el rabino de la comunidad judía de Roma con ocasión de la pascua hebraica, 26 de marzo de 2016)[/su_animate]

Enseñanzas del Magisterio

Entra en las diversas partes de nuestro estudio

ContenidoAutores

I – Cristo ha venido perfeccionar la Ley Antigua
II – ¿Se pueden interpretar los libros sagrados de modo diferente al sentir de la Iglesia?
III – El verdadero inspirador de los Salmos es el Espíritu Santo
IV – Oración católica por excelencia

 I – Cristo ha venido perfeccionar la Ley Antigua

Sagrada Escritura

Lo viejo ha pasado, ha comenzado lo nuevo
Cristo declara que ha venido dar plenitud a la ley
El Señor canta los Salmos después de la Última Cena

San Agustín

Nuestro ácimo no tiene el fermento de la vetustez

Santo Tomás de Aquino

La Ley Antigua es un ayo de niños mientras la Nueva es Ley de perfección
Cristo perfeccionó la Ley Antigua con las obras y con la doctrina

San Agustín

Los cristianos poseen las nuevas promesas
Siempre y en todo lugar es ofrecido el sacrificio de los cristianos

San Melitón de Sardes

Lo que antes era valioso, ha quedado ahora sin valor

II – ¿Se pueden interpretar los libros sagrados de modo diferente al sentir de la Iglesia?

Concilio de Trento

Nadie sea osado en interpretar la Sagrada Escritura contra el sentir de la Iglesia

San Francisco de Sales

La Sagrada Escritura es regla de la fe cristiana

Pío XII

La Iglesia defiende los libros sagrados de toda falsa interpretación

San Vicente de Lerins

Que la interpretación se haga siguiendo la pauta del sentir católico
Recibir novedades profanas es costumbre de herejes
Reglas para distinguir la verdad católica del error

Santo Tomás de Aquino

Es infiel quien desprecia la fe

III – El verdadero inspirador de los Salmos es el Espíritu Santo

Juan Pablo II

La tradición cristiana no se limitó a perpetuar la judía
Sintonía entre el Espíritu de las Escrituras y el Espíritu que habita los bautizados

León XIII

Para interpretar los Salmos es necesaria la presencia del Espíritu Santo

Sínodo de los Obispos

Los Salmos manifiestan el carácter divino-humano de la Escritura

Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos

Cristo está presente cuando la Iglesia suplica y canta Salmos

IV – Oración católica por excelencia

Pío XII

Es necesario orar con la misma intención del Redentor
Canto que Cristo trajo al mundo

San Ambrosio

Los Salmos son la voz de la Iglesia

Oficina para las celebraciones litúrgicas del Sumo Pontífice

Oración esencialmente cristocéntrica y profundamente eclesial

Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos

El Cuerpo de Cristo participa del honor de la Esposa de Cristo
Oración hecha por todo el cuerpo de la Iglesia
La fe se alimenta no sólo de las palabras de los Salmos sino también del espíritu de la Iglesia presente en ellos
Congregados en una misma Iglesia y asociados al himno celestial

Juan XXIII

Páginas que respiran una atmósfera de catolicidad

San Alfonso de Ligorio

El oficio mal rezado perjudica la Iglesia
Los eclesiásticos que rezan los Salmos con negligencia no son atendidos en sus pedidos
Print Friendly, PDF & Email