La Congregación para las Causas de los Santos…

… juzga la idea humanística que Francisco tiene de la familia

  • Se santificaron a través, en y por el matrimonio

El matrimonio es una de las vocaciones más nobles y más elevadas a las que los hombres están llamados por la Providencia. Luis y Celia comprendieron que podían santificarse no a pesar del matrimonio, sino a través, en y por el matrimonio, y que su unión debía ser considerada como el punto de partida de una ascensión de dos personas. Hoy la Iglesia no solamente admira la santidad de estos hijos de la tierra de Normandía, un don para todos, sino que se mira en esta pareja de beatos que contribuye a hacer más hermoso y espléndido el vestido de novia de la Iglesia. No sólo admira la santidad de su vida; reconoce en este matrimonio la santidad eminente de la institución del amor conyugal, tal como la ha concebido el Creador mismo. (Congregación de la Causa de los Santos. Homilía de la Misa de canonización de Luis y Celia Martín, 19 de octubre de 2008)

… juzga la idea de una Iglesia pobre para los pobres que tiene Francisco

  • Un indigente puede ser egoísta y apegado a la única moneda que posee

La célebre página de las Bienaventuranzas […] tiene como primeros destinatarios precisamente a los “pobres de espíritu”, una expresión bíblica para indicar a quienes tienen el corazón y las manos libres. […] No indica simplemente al indigente, porque puede haber personas que no tengan nada y sean egoístas, apegadas incluso a la única moneda que poseen. El pobre de espíritu, por el contrario, es el que se desprende, concreta e interiormente, de las cosas, el que no pone su seguridad y su confianza en los bienes, en el éxito, en el orgullo, en los ídolos fríos del oro y del poder. (Congregación para las Causas de los Santos. Homilía del Cardenal José Saraiva Martins en la beatificación de Sor Josefina Nicoli, 3 de febrero de 2008)

Print Friendly, PDF & Email